El Disenso

Entre la corrección política y la eugenesia: Europa está erradicando el Síndrome de Down con técnicas de detección temprana y aborto selectivo

por
en Informes/Salud

El debate por la legalización del aborto en Argentina se cuida mucho de las discusiones incómodas. Hoy desde El Disenso te mostramos como en Europa, la combinación de técnicas tempranas de detección de Síndrome de Down sumadas a la flexibilización en las leyes abortivas dan como resultado que en muchos países se están erradicando los nacimientos de niños con SD.

En 1999, en Europa, los doctores Mansfer, Hopfer y Marteau editaron un paper cuyo objetivo era estimar las tasas de terminación de embarazo (aborto) después del diagnóstico prenatal de Síndrome de Down, espina bífida, anencefalia y síndromes de Turner y Klinefelter. En ese momento, el resultado del estudio fue contundente: Las tasas de terminación fueron más altas después de un diagnóstico prenatal de Síndrome de Down (92%; IC: 91% a 93%) y más bajas después del diagnóstico de síndrome de Klinefelter (58%; IC: 50% a 66%). Pasaron 19 años de ese estudio y hoy en Europa es difícil ver en las calles niños o adultos con SD.

El NIPT

Non Invasive Prenatal Testing“, por sus siglas NIPT, es un exámen prenatal no invasivo para detección de Sindrome de Down, que no presenta riesgos de aborto espontáneo, y posee una exactitud del 99%. Esta prueba solo requiere de una extracción de sangre que se puede realizar a partir de las 10 semanas de embarazo.

Islandia

En Islandia, donde el aborto fue legalizado en 1975, desde que se introdujo el NIPT, casi el 100% de las mujeres que obtienen un diagnóstico positivo para SD decide abortar. Con una población de alrededor de 330,000 habitantes, Islandia tiene en promedio solo uno o dos niños que nacen con Síndrome de Down por año. Los médicos lo atribuyen a que sus padres obtuvieron resultados inexactos durante el screening. El 14 de agosto de 2017, la CBS realizó un especial sobre este país. La corresponsal Elaine Quijano entrevistó a Hulda Hjartardottir, Directora de la Unidad de Diagnóstico Prenatal del Hospital Universitario Landspitali, Helga Sol Olafsdottir, consejera del mismo nosocomio, y al genetista Kari Stefansson, fundador de deCODE Genetics.

El genetista Kari Stefansson, cuya compañía ha estudiado casi la totalidad de los genomas de la población islandesa, posee una perspectiva muy particular sobre el avance de la tecnología médica “Entiendo que básicamente hemos erradicado el síndrome de Down de nuestra sociedad, ya casi no hay niños con síndrome de Down en Islandia“. El Dr. Stefansson justifica estos abortos alegando que “no hay nada de malo en aspirar a tener hijos sanos“.

Por su parte Hulda Hjartardottir explicó que “Los bebés con síndrome de Down todavía nacen en Islandia” dado que algunos de ellos “dieron como resultado una probabilidad extremadamente baja de riesgo de SD durante la prueba“.

En el Hospital Universitario de Landspitali, Helga Sol Olafsdottir es quien aconseja a las mujeres que cursan un embarazo y reciben un NIPT para SD positivo “No consideramos el aborto como un asesinato. Lo vemos como una cosa que terminamos. Terminamos una vida posible que puede haber tenido una gran complicación … prevenimos el sufrimiento del niño y de la familia“.

Alemania

En Alemania, la actual población roza los 83 millones, pero hay menos de 50 mil personas con SD, exactamente el 0.07%. Cuando el NIPT arroja un resultado de SD positivo, alrededor del 90% de los embarazos se abortan. El hecho fue reflejado en la película 24 semanas de la directora Anne Zohra Berrached.

En los casos de detección de SD, la legislación alemana permite los abortos hasta fin de término. El 6 de junio de 1997, en la ciudad de Oldemburg, una madre decidió abortar un embarazo de 6 meses ante la detección de SD. Con 690 gramos y 32 centímetros de largo, el feto abortado nació con Síndrome de Down. A las 9 horas del aborto, los doctores detectaron que el niño seguía vivo por lo que decidieron darle tratamiento médico. La madre no quiso verlo pero lo llamó Tim y el niño fue dado en adopción. Actualmente Tim tiene 21 años.

El caso del bebé de Oldemburg fue el puntapié para el cambio de protocolos ante los abortos tardíos. Hoy en las terminaciones de embarazos de más de 20 semanas, comunes en los casos de detección de SD, primero se mata al feto inyectándole cloruro de potasio para detener su corazón, y luego se induce el trabajo de parto.

Dinamarca

En 2006, Dinamarca se convirtió en el primer país europeo en instituir como servicio de salud pública el screening para SD. Alrededor del 90% de las mujeres danesas que se embarazan se realizan el estudio. En 2016, a 10 años de la institución del screening, las cifras oficiales del Dansk Cytogenetisk Centralregister muestran que todos los embarazos diagnosticados con SD fueron abortados, excepto 4. Dinamarca solo permite abortos en embarazos de hasta doce semanas, pero no existen restricciones si el bebé tiene un trastorno físico o mental grave, y en ese país se considera que el SD cumple con ambos parámetros, por lo que no hay restricción alguna para la terminación de un embarazo de estas características.

Inglaterra y Gales

El Registro Citogenético Nacional del Síndrome de Down para Inglaterra y Gales arroja que si bien el porcentaje de embarazos abortados por detección de SD se ha mantenido estable en alrededor del 90%, lo que aumentó dramáticamente fue el número de detecciones. En el año 1989 nacía el 70% de los niños cuyo embarazo había sido diagnosticado con SD. Para 2013, este porcentaje había bajado al 37%. La combinación de mejores herramientas de detección y aborto mas flexible fue el causante de que el número de embarazos abortados aumentara del 30% en 1989 al 63% en 2013 mientras que los abortos pasaron de 302 a 1108.

Francia

En otros países, la combinación de herramientas de screening temprano para SD y leyes de aborto flexible también dejaron su huella. En Francia durante el año 2015 se abortaron el 77% de los embarazos diagnosticados con SD positivo. En el país galo en 2016, un tribunal dictaminó como “inapropiado” que la televisión francesa publicara un video de dos minutos y medio llamado “Querida Futura mamá”, realizado para el Día Mundial del Síndrome de Down, donde las madres de bebés con SD buscaban transmitir que sus hijos pueden llevar vidas felices. Los jueces consideraron que podría “disturbar la conciencia” de aquellas mujeres que abortaron sus embarazos luego de la detección de SD.

En USA, la Planned Parenthood demandó al Depto. de Salud para que permita abortar embarazos con SD positivo

En la actualidad en Estados Unidos se abortan el 19% de todos los embarazos y la tasa de abortos para detección de SD está en un 67% (1995-2011). Este año en Ohio, la legislatura sancionó una ley aprobada por el Gobernador John Kasich, que impone sanciones penales a los médicos que realicen abortos a embarazos con una detección positiva de Sindrome de Down. El 15 de marzo de este año, el juez Timothy S. Black del Tribunal de Distrito de los Estados Unidos hizo lugar a una demanda en contra, e impidió que la ley entrara en vigencia, calificándola como una “violación de la privacidad”.

La demanda en contra de la ley de Ohio fue presentada por la “Unión Estadounidense de Libertades Civiles de Ohio” en nombre de “Planned Parenthood of Southwest Ohio“, la Dra. Roslyn Kade de Cincinnati y varias otras clínicas de aborto. Juntos, demandaron al Departamento de Salud de Ohio, a la junta médica estatal y a los fiscales locales. De acuerdo a Jerry Lawson, presidente y director ejecutivo de Planned Parenthood Southwest Ohio esta ley “Viola el derecho a la privacidad de todas las mujeres en Ohio y es inconstitucional“. (Link al comunicado oficial de Planned Parenthood)

La imparcialidad del juez Black en este caso fue duramente cuestionada, dado que el magistrado se desempeñó como presidente y director de la “Planned Parenthood Association of Cincinnati” a fines de los años ochenta. El fiscal general de Ohio, Mike DeWine, adelantó a través de un comunicado que apelará el fallo de Black.

El Disenso
Planned Parenthood

De acuerdo a la Encuesta Nacional de Discapacidad (ENDI) realizada en 2015, existen en Argentina 40.000 personas con SD. La legalización de la IVE, en los términos en los que está planteado el proyecto, abre la puerta a que se inicie este mismo debate, que en Europa empezó en los setentas, y cuyos resultados están hoy a la vista. Pero la realidad es que de esto no se habla, porque mientras a nuestros legisladores les comió la lengua la corrección política, los intere$e$ detrás de la legalización del aborto son tantos, que la eugenesia, al igual que el tráfico de fetos, líquidos y tejidos, son tabú en las paginas de todos los medios argentinos, y también en el Congreso.

 

IVE en el Senado: Las pruebas de que IPPF lucra con la venta de órganos y tejidos procedentes de bebés abortados



**Si vas a levantar esta nota en tu medio, por favor respetá nuestro trabajo y citá la fuente. Gracias!**

Para que este proyecto continúe y podamos redoblar nuestro trabajo, te invitamos a

👉 👈

 

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*